Cancún, destino improvisado

Salí huyendo de Kantunikil a primera hora de la mañana, me despedí de Ileana y Flabia con un abrazo, y con la promesa de visitarlas algún día, … Sigue leyendo Cancún, destino improvisado